Bloque y UNA empiezan la campaña electoral … para el 2015

Tanto Bloque por Asturies como Unidá Nacionalista Asturiana (Bloque-UNA), han anunciado ya que no concurrirán a las elecciones generales del 20 N. Decisión difícil sin duda, y a la que personalmente me opuse dentro de UNA, dado que consideraba básico presentarse a las elecciones. Pero las reacciones de la gente, militantes, simpatizantes, etc. me está haciendo pensar que tantos mis compañeros del Bloque como los de UNA, tenían unas razones de peso para renunciar a la contienda electoral en este momento:

a) El acuerdo electoral de Bloque-UNA para las elecciones autonómicas siempre lo presentamos como un Compromisu con Asturies: esto exige, nada más y nada menos, que cumplir lo que prometimos y debemos a los más de 6.000 votantes que confiaron en nosotros, profundizar y ampliar en todo lo que podamos ese Compromisu con Asturies. Y no nos engañemos, la contienda electoral iba a retrasar y gastar unos recursos económicos y humanos básicos para sacar adelante el proyecto conjunto de ambas organizaciones (tenemos que sacar tiempo de donde no lo hay, y por lo tanto reducir el activismo después de que acaba cualquier campaña electoral, como nos ha sucedido después de las autonómicas y locales de mayo).

b) Que el asturianismo de izquierda empiece a marcar sus propios tiempos: es necesario que como movimiento político y social, no nos dejemos llevar por las dinámicas políticas externas y empecemos a priorizar nuestros propios procesos, y actualmente estamos en un proceso de construcción de una alternativa asturiana, que luche por la justicia social, el mantenimiento de nuestro patrimonio cultural y medioambiental y que apueste por la solidaridad entre los pueblos. Eso no quiere decir caer en un “aislamiento” y no participar en ninguna elección que no sea autonómica o local, si no plantearse en cada caso que nos aporta presentarnos y decidir según las circunstancias concretas. Es interesante pensar que el PRC (Partido Regionalista de Cantabria) del señor Revilla, por poner un caso cercano geográficamente aunque podrían ponerse otros, mientras fue presidente de Cantabria no se presentaba a las generales, y una vez perdida la presidencia decide presentarse, porque en casa ocasión, acertada o erróneamente, estudian que les aporta o no ir a esa contienda electoral y eso no les ha supuesto un perjuicio político precisamente.

c) Situación política asturiana: es previsible que Foro y PP después del 20N empiecen una nueva fase de acercamiento, pero si eso no ocurriera, la posibilidad de unas elecciones autonómicas adelantadas en Asturies, sería mucho más que probable. Bloque-UNA debe priorizar esa posibilidad frente al hecho de presentarse a unas elecciones generales, donde no tenemos posibilidad de alcanzar representación ni accederemos a los medios para hacer oír nuestro mensaje.

d) Denuncia al sistema electoral: durante esta campaña, las organizaciones minoritarias, tenemos la obligación tanto de denunciar la política de exclusión de la vida política que están llevando a cabo las organizaciones con representación, como la manipulación de ciertas propuestas de reforma electoral que presentándose como más democráticas, reducirían aun más la representatividad de las organizaciones minoritarias favoreciendo el bipartidismo, e inspiradas básicamente por un centralismo político, que quiere reducir la participación política al centro geográfico del estado imponiendo su peso poblacional, en gran medida resultado de una política de desarrollo económico que favoreció indisimulamente Madrid contra cualquier otra zona de el Estado.

e) Madurez política: hace unos meses ya hablé de la Madurez política de Asturianistes por Nava, por el proceso de negociación que mantuvieron con Foro y el PP, y ahora aplaudo la madurez política de Unidá Nacionalista Asturiana y Bloque por Asturies, que mirando a fuera de las organizaciones, e incluso diría más, mirando para afuera del asturianismo político militante (que no incluye ni al asturianismo social, cultural ni votante), busca crear una alternativa creíble, estable y porque no decirlo, votable, alejada de la competición infantil de demostrar al vecino “asturianista” que nuestra casa es mejor y más grande, cuando todo el edificio del asturianismo, no alberga ni de cerca el 3 % de los votantes (barrera electoral para entra en el Parlamento autonómico)

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: